viernes, 28 de diciembre de 2012

jueves, 13 de diciembre de 2012

Feliz Navidad, mi camarada

A raíz de la incursión en Twitter de la cuenta @Pontifex y a raíz también de las críticas recibidas a la felicitación navideña con el portal de Belén por parte del Congreso de los Diputados en la misma red social, he querido decir algo al respecto.

Y aquí está. Lo que hoy cuento en Libertad Digital. A ver qué tal.

Feliz Navidad, mi camarada.

jueves, 29 de noviembre de 2012

Yo, Artur

Pues eso. Tras las elecciones autonómicas de Cataluña y tras el escenario que se nos ha quedado, le dedico estas palabras a Artur Mas.

La columnita de Libertad Digital publicada hoy.... Yo, Artur.

Espero que os guste.

jueves, 15 de noviembre de 2012

Paréntesis

Una temporada sin asomar por aquí. Muchos temas acumulados, deudas pendientes (a @ArtanisD le debo "un Draper" desde que vi el último episodio de Mad Men), libros aún sin comentar, alguna película sin desgranar, algún local sin mencionar en la última visita a NY -post hurricane-, y un par de restaurants que tengo el deber gastronómico de mencionar. Uno en Madrid, otro en el Puerto de Santa María.

Todo ello sin hablar de las elecciones en US, que siempre comentamos por aquí, los capítulos secesionistas de mi querida tierra y por supuesto la Huelga General.

Una retahíla, en fin, de asuntos pendientes.

He necesitado un pelín de respiro, pero lo cierto es que el día a día me ha devorado. Sin contemplaciones. Aunque me he propuesto no permitirlo.

Porque echo de menos este espacio. Al fin y al cabo, es ya muy nuestro.

Así que tras unos azotes autoflageladores, cuelgo la columna de hoy en Libertad Digital. Y quién sabe lo que contaré mañana.

El nacionalismo ya no es romántico

Pues eso. Saludos. Y abriguémonos, que nos va a hacer falta.

jueves, 4 de octubre de 2012

SUS OJOS ME LO DIJERON

Sé que algunos de vosotros me tildaréis hoy de blandita y sensiblona. Es posible. Lo que es cierto es que todo el proceso iniciado desde ya hace un tiempo en Cataluña me hace tener sensaciones agridulces.

Estoy triste. No os voy a engañar. Y supongo que así lo transmito.

Quiero seguir creyendo en que el seny no acabe por abandonar al President. Y así se lo dije.
Porque necesito seguir creyendo en una restauración de las relaciones entre Cataluña y España. Porque son complementarias y siempre se han enriquecido mutuamente. Y por mucho más...

Aquí está la columna de hoy en Libertad Digital: Sus ojos me lo dijeron.

jueves, 20 de septiembre de 2012

Estas cosas nuestras

Pues eso. Lo sé, he estado unos cuantos días silbando. Algunos me habéis reclamado pieza por la Diada y sus consecuencias. Todo llegará. He querido digerir un poco los acontecimientos.

Hoy, en Libertad Digital, describo cómo Su Majestad el Rey se ha limitado a llevar a cabo su trabajo, por el que ha recibido no pocas críticas.

Esta España nuestra es apasionante. Sin duda.

Aquí os lo dejo: Estas cosas nuestras...


jueves, 6 de septiembre de 2012

Lo que el deporte ha unido...

Hoy he querido dedicar la columna de Libertad Digital al Premio Príncipe de Asturias del Deporte a Iker Casillas y Xavi Hernández.

Bien es cierto que ha habido algo de polémica al respecto del galardón y si soy realmente honesta, he de confesar que me gustaba especialmente la candidatura del Comité Internacional Paralímpico. Pero me ha compensado la intención con la que, entiendo, se ha concedido este reconocimiento.

Aquí está: Lo que el deporte ha unido...

Que tengáis un buen día.

jueves, 30 de agosto de 2012

Hoy, Twitter, es algo menos libre

Un día como hoy de hace un par de años iniciaba esta aventura bloguera que, es de justicia reconocer, sólo me ha proporcionado satisfacciones.

Seis meses más tarde, decidí combinar el Blog y compartirlo en Twitter, otra herramienta que no ha hecho más que reportarme buenos momentos y sobre todo, buenos compañeros. Alguno, de hecho, ya amigo.

Hoy es un día, precisamente, en el que uno de ellos se ha visto forzado a abandonar el más famoso de los microblog debido a las amenazas permanentes y recurrentes de algunos followers y no followers, de algunos grupúsculos que están organizados en la red con un único fin: insultar a quien no comparte sus tesis y amenazar a quien vierte su opinión al respecto de una misma situación. Es decir, poner en práctica una actitud puramente totalitaria.

El tema central es la visión diametralmente opuesta entre quien ve a una Cataluña fuerte y grande dentro de una España diversa y culturalmente estimulante y los que quieren verla separada, independiente y diseñando un proyecto propio. Y en un sistema democrático se puede defender tesis diversas al respecto. Pero hay fronteras muy peligrosas de traspasar. Y me refiero a otro tipo de fronteras. La que separan la libertad de la imposición. La que separa la discusión de una agresión.

Pero cada día se suceden debates en torno a temas de todo tipo.

Ayer cerró su cuenta de Twitter Juan Carlos Girauta. Un periodista de trayectoria impecable y de ideas claras que actualmente las suele exponer en ABC. He podido darle mi apoyo y mi ánimo por teléfono. Pero no es suficiente.

A tipos como Juan Carlos, que se quedan defendiendo la libertad prácticamente en solitario, que se enfrentan en debates a algunos que, en privado, piensan de manera similar aunque ya están inmersos en un proceso tal de contaminación que no se atreven a decirlo en público, hay que aplaudirles.

Pero de manera pública. Ya está bien. Y hay que pedir a Twitter que determinados comportamientos no los consientan.

Muy pocos son los que se han dirigido a Juan Carlos con la cara descubierta. Con su nombre y apellidos en letra bien clarita. Las amenazas e insultos más descarnados vienen tapados en cuentas fantasma, en avatares de lo más evidentes, pero que esconden la identidad de quien o quienes escriben esos tweets. Algunos de ellos, francamente espeluznantes.

Así que hoy le digo al señor Jack Dorsey que revise según qué condiciones son necesarias para mantener en su red social unas ciertas normas de convivencia.

Al fin y al cabo, como no me he cansado de repetir en este Blog, una buena parte de nuestros males reside simplemente en la educación.

Y Girauta, ya exhausto, ha decidido darse un respiro. Un respiro que respeto y en el que deseo que regrese con aires nuevos. Pero con el mismo coraje.

jueves, 23 de agosto de 2012

AL OTRO LADO DEL MURO

La columna de hoy en Libertad Digital al respecto de las "ocupaciones" de Sánchez Gordillo.

Al otro lado del muro es el título.

Pues eso. Feliz casi fin de semana. Sed felices.

lunes, 20 de agosto de 2012

Superando la pereza

Varios días son los que llevo barruntando sobre si escribir las líneas que a continuación os relato. Tras algunas jornadas de ausencia aunque con cierta actividad en Twitter, creo que, aunque los que me conocéis desde hace tiempo tengáis clara mi posición, me daréis la razón si os digo que conviene recordarla de vez en cuando. Aunque nos parezca agotador hablar sobre lo que a mi, desde luego, me parece obvio.

Pero sí. No sólo hay que recordarlo. Hay que ser muy conscientes de que realmente merece la pena.

Bien. No he llegado a contar las columnas que habré podido dedicar a las relaciones entre Cataluña y el resto de España. Convendréis conmigo, que unas cuantas. No en vano, una columna semanal durante los últimos cinco años, dan bastante de sí.

Cinco años, por cierto, en los que la cuerda entre ambas se ha tensado notablemente. Y tiene sal. Y está áspera,  como a punto de resquebrajarse.

Pero no quiero dejar de insistir en varias cuestiones.

Y una vez superada la pereza inicial, os digo.

El proceso político de una Cataluña nacionalista empezó hace mucho. Éste ya lo planteó Jordi Pujol, quien, a pesar de ser mucho más listo y sutil, tenía perfectamente diseñado en su mente y en sus acciones el camino a seguir.

Nadie pensó -algunos, sí- que Cataluña tomaría la deriva que se ha demostrado ha ido tomando. Nadie en "Madrid" -alguno.. sí- pensó que sus herederos políticos se plantearan ir más allá.

Y desde luego, nadie creyó que llegara a gobernar la Generalitat una unión de partidos que acabara de dilapidar buena parte del prestigio que nos enorgullecía y que nuestros fondos fueran maltratados hasta llegar a la ruina económica, más allá de la crisis generalizada. Más allá de pactos fiscales.

Vino el Estatut, redactado de manera unilateral, nada de sentarse con el Estado al que tan dignamente perteneces, y junto al que has hecho cosas enormes, empresas fructíferas, proyectos gratificantes, en fin, con el que hemos caminado de la mano, con riñas habituales, como en todas las familias.

Y la cuerda soltaba más hilos. Si estiréu ben fort...que cantara Lluis Llach...

El ciudadano de fuera de Cataluña y no pocos de dentro, empezaba a sentirse ofendido. Cada vez más. Y más. Y empezaron los contraataques. Algunos, francamente demodelores. Muchos -la mayoría- por absoluto desconocimiento. Otros, malintencionados. Que también.

Y todos, sin saber que contra más subía la intensidad de esos ataques, más aumentaba el apoyo nacionalista. Habían picado. Lo habían conseguido.

Me dijo en una ocasión un alto dirigente de ERC que su mejor cartel electoral había sido José María Aznar. Me hizo gracia. En parte, por lo injusto, porque fue durante su mandato cuantas más transferencias hubo a todas las CCAA. Curiosamente. Aunque entendí lo que me quiso decir.

Y ahora vamos camino de un referéndum. Veréis el próximo 11 de septiembre cómo se presenta la jornada. Pero, sabéis una cosa? Lo ansío. Ansío ese referéndum. Porque sé que el resultado puede gustarnos. Y quizás, sólo quizás, se calman una temporada.

Cuando entró en vigor la Ley de Normalización Lingüística del año 95, muchos lo advertíamos. Lo decíamos en debates y tertulias cuyas centralitas se colapsaban. Pero si no se aplican las multas, nos decían. Y qué? -contestábamos- , sólo la posibilidad de que se pueda hacer es un claro atentado a la libertad. Por qué debo rotular mi comercio en catalán? Por qué no puedo escolarizar a mi hijo en un sistema normal y naturalmente bilingüe?

Bueno, en la calle no hay problema. Y sí. Es cierto. Y? Qué necesidad tenemos? Si somos un pueblo enorme, grande, con virtudes exquisitas y con algún puñetero defecto.

Quiero, sin extenderme demasiado más, recordar otra cosa.

Somos muchos, muchísimos, los catalanes españoles que amamos nuestra tierra. Que consideramos una riqueza absoluta la diversidad de la que goza España. Que leemos y amamos en catalán, indistintamente como lo hacemos en castellano. O en español. Llamadle como queráis. Son mis lenguas maternas. Ambas.

Somos muchos los catalanes que no convergemos con ninguna tesis nacionalista. Ojo. Con ninguna. Tampoco de otro tipo. No nos gusta el nacionalismo como doctrina política. No nos gusta una doctrina que propugna una homogeneización cultural y lingüística dentro de unas mismas fronteras. Pero ninguna.

Y sabed una cosa. Cuando atacáis la política de Cataluña dirigiéndoos a todos los catalanes, en general, nos ofendéis a muchos. Tenedlo claro. Cuando hacéis coñitas diversas con nuestra otra lengua, también.

Porque puedo criticar a un familiar pero ojo, porque cuando lo hacen otros, sabéis cómo puede escocer.

Otra cuestión antes de desayunar.

La culpa de esta situación no es sólo de los políticos. Nada. Excusas fáciles. Sí es cierto que se produjo un divorcio entre la sociedad civil y la clase política.

Pero no es menos cierto que esta sociedad civil que tantas alegrías y triunfos ha dado al pueblo catalán, esta sociedad civil que en su dia potenció el modernismo, a la vanguardia en España siempre de los movimientos culturales y empresariales europeos, tiene también buena parte de responsabilidad.

Porque ha permanecido al margen, con una confortable venda en los ojos, mirando hacia otro lado haciendo como que no le importaba. Y comentando en círculos privados lo que no ha tenido el valor de defender en el ámbito público.

Así que todos, salvo algunas excepciones, somos responsables de la situación que pueda acabar derivando.

Y ahora, sí. Antes de que revise estas palabras y pueda corregir alguna por considerarla demasiado primaria, voy a tomarme un zumo vitamínico y un café, con unas tostadas con tomate untado y aceite. Aceite puro virgen de oliva, como le gusta a @Guals. Y como nos gusta a todos los españoles.

Porque una servidora, a diferencia de otros muchos, sí cree que sigue mereciendo la pena recordar lo obvio.



lunes, 13 de agosto de 2012

Diferentes conceptos de solidaridad

Vaya, acabo de percatarme de que no había colgado aquí la última columna de Libertad Digital... Aquí está.

Solidaridad "dos por uno"...

Permitidme un poco de desconexión. Vuelvo enseguida...

jueves, 2 de agosto de 2012

L´anxaneta y el liderazgo

El sábado pasado pudimos asistir a una Jornada Castellera en Vilanova i la Geltrú con motivo de sus Fiestas Mayores. Le aconsejé a mi marido, madrileño, que no se perdiera el espectáculo. Porque se trata de una experiencia que si no la has vivido jamás, la sensación que te produce la formación concienzuda de un castillo humano a escasos metros es verdaderamente indescriptible.

La cuestión es que tiempo atrás lo había intentado pero por problemas de agenda no había sido posible. Así que finalmente pudimos ver en acción los castillos que cargaron los Bordegassos de Vilanova, los Castellers de Vilafranca y la colla de Tarragona.

Pero lo curioso del asunto, más allá de una plástica maravillosa, de una estampa estéticamente impecable y de que del tesón, el esfuerzo, la perseverancia y la pasión por hacer bien las cosas se den cita en unos pocos movimientos, es la estrecha relación que guarda el proceso de levantar una torre humana y su precisión, con lo que ahora conocemos como auténtico trabajo en equipo y liderazgo.

Para empezar, el líder del grupo, quien motiva y estimula al resto, les va proporcionando las instrucciones a seguir desde la base:


En la foto se aprecia claramente cómo los hombres van encajándose entre sí, cómo van, paso a paso, ubicándose en su lugar y poco a poco ajustándose al máximo los unos a los otros.


Empiezan a subir despacio, seguros de cada movimiento. El líder, en definitiva, no es más que un guía que indica al grupo que lidera -válgase la redundancia- los pasos a seguir hacia una meta y objetivos concretos.

Debe, asimismo,  motivar a los que conforman ese grupo, con el fin de alcanzar los objetivos marcados. Superando caídas, piernas fracturadas, cuellos torcidos... Levantarse y seguir. No hay más. Esfuerzo y perseverancia.

Un dato os quiero dar. Nadie se molestará si digo que los Castellers de Vilafranca (los q van de verde) son los considerados "más profesionales". Están sponsorizados, van de gira por todo el mundo; pero ninguno de ellos vive de esta actividad. Lo compatabilizan con sus ocupaciones profesionales. Algunos creen que se perdería autenticidad. No lo sé. Quizás sea así. Pero creen en lo que hacen y a ello se dedican.

Tal y como indico al principio del post, mi marido no había visto nunca ni tan de cerca levantarse un castell. Espero que no se moleste si os confieso públicamente que se emocionó al verlos llegar arriba. Al ver cómo l´anxaneta (la niña o niño que trepa hasta el cielo y levanta el brazo) hace cumbre y permanecen quietos, inmóviles, hasta que el castillo no se descarga debidamente, algo casi más costoso que el cargarlo. Y cómo sus rostros se van emocionado, llenando de orgullo por haber hecho su trabajo excelentemente.

Esta actitud, creedme, resume mucho de la vida.









En cualquier artículo que podemos leer al respecto del concepto de Liderazgo, es ya muy sabido que las personas capaces de inspirar y motivar al resto para extraerles lo mejor de sí mismos. Nada tiene que ver con dinero, con poder ni con altos cargos.

Es la autoridad y el respeto lo que las hace líderes. Somos nosotros quienes le hacemos líder. O te hacen líder. O nos hacen líderes.

Ahí está la cuestión. Y de ahí su autenticidad.

Y hoy, si me permitís, he querido brindar un pequeño homenaje a los Castellers y a esta tradición tan arraigada en mi tierra. Preciosa, por otro lado.

Os invito a que viváis la experiencia tan sólo una vez. En serio.


Porque para ver a esta niña a tantos metros de altura, de nombre Rebeca -como indica en su casco- han tenido que caerse y levantarse muchas veces, ha tenido que sacrificar horas de estar con los amigos y han tenido que arriesgarse.

Ellos lo han hecho para contentarse a sí mismos,porque disfrutan con lo que hacen y de paso, regalarnos una visión maravillosa y hacernos vibrar con ellos. Hacernos escalar peldaños junto a ellos.

Otros y otras, en otros ámbitos, que lo anoten en sus Moleskine. Les servirá de mucho, en no pocas ocasiones, echar un vistazo a los apuntes.




jueves, 26 de julio de 2012

Así no se escribe la historia


Cuelgo aquí la columna de Libertad Digital de hoy... Así no se escribe la historia.

A juzgar por algunos comentarios, no estoy segura de haber sabido transmitir debidamente el mensaje. Un poco al hilo del post anterior, he querido destacar la labor de no pocos responsables públicos, cuya trayectoria impecable se ve oscurecida por la proliferación de nefastos ejemplos de corruptelas diversas.

Se trataba de destacar el papel que podría tener una sociedad civil fuerte y sólida, yendo de la mano de los poderes públicos.

En fin. Juzgad por vosotros mismos. Ahí lo dejo.

jueves, 19 de julio de 2012

I survived 2012

Nueva York, noviembre de 1989. Pasaba unos días junto a mis padres en Manhattan justo cuando se había puesto en marcha una campaña con el lema "I survived Catholic School" a lo largo y ancho de todo Estados Unidos. La campaña, si mal no recuerdo, respondía a una polémica algo agresiva que se había sucedido en torno a las escuelas católicas.

El lema de la reacción podía tener, así, varias lecturas. La positiva, en clave irónica. Y la negativa, dando a entender que el paso por ella había sido un suplicio.

Fue todo un éxito de imagen y las ventas de las correspondientes chapas, pins, bolsas, póster y demás gadgets que se fabricaron en uno y otro sentido fueron realmente elevadas.

Sin ir más lejos, conservo esta muestra que podéis ver a continuación:



Bien. Dejando a un margen la cantidad de recuerdos positivos que conservo a raíz de mi paso por las Escuelas Pías de Barcelona pese a no haber sido precisamente una alumna muy destacada; dejando ahora de lado el afecto, la aceptación, el haber incentivado mi personalidad y carácter, el haberme enseñado a valorar el esfuerzo y el trabajo bien hecho,  como sólo una pequeña muestra de muchos de los motivos por los que no puedo más que tener palabras de agradecimiento, quiero centarme en la idea de la campaña en el momento de su puesta en marcha por recordarme, no sé si con razón o no, a ciertas situaciones actuales.

Veamos. No voy a abundar en lo que sabemos. En que la situación económica que vivimos es francamente dramática y desoladora. En que, además de adoptar medidas especialmente cruentas, aunque necesarias, se podrían éstas ampliar a otros ámbitos. Estoy de acuerdo con no pocas de las propuestas que se hacen al respecto desde foros u opiniones individuales de la "sociedad civil".

Pero hay varios aspectos que me preocupan especialmente.

El ambiente de guerracivilismo que fomentan algunos, el linchamiento gratuito y generalizado hacia todo lo que tenga que ver con un cargo público, me parece que traspasa el mero coqueteo de jugar con unas cerillas.

Bien es cierto que no son pocos los ejemplos de "profesionales de la política" que no han ayudado precisamente a dignificar tan antigua dedicación, pero que decidamos meter en un saco a todas las personas que por una razón u otra trabajan en el ámbito de lo público, no sólo es simplista, sino injusto.

Conozco a profesionales que en sus ámbitos privados estaban a gusto trabajando, sin la responsabilidad de enfrentarse a diario al látigo y cobrando unos salarios notablemente superiores; éstos han decidido ocupar Secretarías de Estado, Empresas Públicas, Ministerios, y altos cargos de la Administración. Y la gran mayoría de ellos ha aceptado por el simple hecho de intentar arrimar el hombro y saberse capaces de ayudar a su país.

A mi paso por la Administrración, he tenido el placer de conocer funcionarios de exquisito nivel, entrega y rigor absoluto. Y sí, también los he conocido más comodones. De todo hay en la viña del Señor. Pero no he leído tantos comentarios despectivos con respecto al papel del funcionario en toda mi vida. Y tampoco es eso.

Que hay mucho "político profesional medio instaurado"? Por supuesto. Diputados mediocres, senadores, concejales y funcionarios en general. Como en cualquier otro colectivo. Es cierto, también, que por el hecho de estar ocupando un cargo público, el ejemplo a dar es doblemente mayor, pero no saquemos las cosas de quicio. En serio. Porque de lo contrario, conseguiremos que la escasa vocación de servicio público que va quedando -y creedme, todavía existe-   esté tan desprestigiada que cada vez haya menos nivel y acaben recurriendo a ella los oportunistas de turno.

Un poco de responsabilidad no nos vendría nada mal a ninguno de nosotros. Un poco de altura de miras, tampoco. Y es que cada día es más necesaria una sociedad civil fuerte, sólida, que pueda ir de la mano de un Gobierno que hace lo que cree que debe hacer, solo, frente a una oposición y a unos sindicatos que creen ver en la calentura de las calles y de la gente, la oportunidad para regresar mañana.

Porque aquello de renunciar al cortoplacismo para pensar en las generaciones futuras, como algo que diferencia al político del estadista, que apuntara Churchill, no pasa aquí desde hace mucho, me temo.

Algunos, de hecho, gritan y braman ahora lo que no han podido decir años antes, por la autocensura y por el sectarismo, algo ya tan habitual entre nosotros. Una lástima.

Y estamos jugando con algo realmente peligroso. No se trata sólo de jugar con fuego. Estamos jugando con nitroglicerina y en un bache de éstos, mal pillado, lo vamos a lamentar todos. Y entonces, sí, aquéllos que van con la antorcha, darán codazos para sentarse en el primer banco a llorar.

Así que vayamos buscando las chapas de turno, porque este año será recordado durante tiempo. Tanto en un sentido como en otro. Porque habrá gustos para todo. Y como en todas las situaciones difíciles, habrán sacado lo peor y lo mejor de nosotros. Aunque todavía confío en lo segundo.

I survived 2012. En lo bueno y en lo malo. Espero.



jueves, 12 de julio de 2012

Columna Libertad Digital

Hoy se cumplen 15 años del secuestro y asesinato de Miguel Ángel Blanco.

He aquí mi pequeño homenaje. La columnita de hoy en Libertad Digital:

El frágil surco entre el Bien y el Mal.

jueves, 14 de junio de 2012

¿Asistimos a la dictadura de la cocina vanguardista?

Algo así me planteé no hace muchos días, tras haber acudido a cenar a un conocido local de Barcelona.

El restaurante escogido, al que tenía ganas de asistir desde hacía tiempo, no es otro que Cinc Sentits, pero la filosofía del planteamiento es trasladable a otros muchos.

DSC_5793

Cabe decir que finalmente la experiencia resultó más que satisfactoria, pero el comienzo fue algo, podríamos decir, atropellado y poco me faltó para levantarme y abandonar el local.

Veamos. Cuando escojo un determinado establecimiento para degustar sus platos, lo hago en función de muchos criterios, pero responden fundamentalmente a los míos.

Y de la misma manera -permitidme un inciso- que me pone muy nerviosa que una dependienta de las tiendas Nespresso me dé lecciones yendo de sobrada sobre unas cápsulas de café que llevo adquiriendo mucho tiempo antes de que ella misma supiera ni siquiera la existencia de ellas (os recuerdo que a Barcelona llegó y se expandió mucho antes que en Madrid), me ocurre algo parecido con algún que otro jefe de sala.

El Cinc Sentits funciona sólo con menú degustación. Algo que debes saber de antemano. Así que si no has realizado un estudio a fondo del mismo, te presentarás sin saberlo. Y no podrás escoger platos sueltos de la carta. Así que ahí asumo mi culpa, por no haberme informado antes debidamente.

Eso es algo que me parece estupendo. Nada que objetar. Pero cuando llegas de viaje, algo cansada por toda la semana a cuestas y resulta que dos de los platos te parecen en exceso contundentes y pides que te los cambien por otros más ligeros, lo último que esperas que te respondan es: "Bien, bueno, veremos qué podemos hacer, aunque debe saber que estos dos cambios conllevan un suplemento".

Y francamente, en tan sólo dos menús cerrados cuyos precios rondan los 80 euros como mínimo, no me parece que sea la respuesta más adecuada. Y me da igual la estrecha Michelín. De hecho, motivo de más para agradar al cliente en lo máximo posible.

Cuando le espeté que me parecía un formato demasiado rígido y complicado y lo que último que deseaba yo esa noche era sentirme más enconsertada, cambió el tono. El jefe de sala, todo hay que decirlo, supo reaccionar a tiempo -poco me faltó, os lo digo- y el desenlace fue estupendo.

Unos sugerentes aperitivos dieron paso a un menú completo y variado de una mezcla de texturas y sabores francamente deliciosa. La Vieira con puré de "topinambur", jugo de cebolla "escalivada" y crujiente de jamón, sencillamente exquisita.
      
Un gusto impecable. Local sobrio, minimalista, servicio estupendo y con gracia la maniobra de los camareros al manejar con maestría tu servilleta y recolocarla con los cubiertos cuando abandonas la mesa para acudir al cuarto de baño, por poner un ejemplo.



Como dato curioso os diré que el inglés era la lengua dominante. El día que fuimos, el 80% de sus escasas mesas eran de gente extranjera, algo ya bastante usual en Barcelona.

La cuestión es si son los restaurantes los que deben adaptarse al cliente o somos nosotros los que debemos pasar por el filtro que ellos establecen.

Defiendo que una persona que arriesga su capital o el de unos socios que deciden apoyarle para emprender una aventura empresarial, sea ésta gastronómica o de la índole que sea, debe poder -cómo no- establecer sus criterios y poner sus normas, siempre y cuando -evidentemente- se ajusten éstas a la normativa vigente.

El cliente, nosotros, ya decidiremos dónde o no ir, o dónde o no repetir la experiencia.

Otra cosa. Un establecimiento que se precie, no se puede permitir tener una mesa mala. O son todas buenas o se zampa el espacio que le queda con patatas con reducción al aceite de pistachos. Pero no estoy dispuesta a pagar lo mismo que otro cliente ubicado en una mesa mucho más confortable. Meridianamente claro lo tengo.

Y un poquito de flexibilidad nunca está de más. Y en estos momentos, más todavía. Porque el cliente habitual ya no es el de antes. Ya no corresponde a un perfil de gente que no da la más mínima importancia al esfuerzo y a la cuidada elaboración y tan sólo tira de tarjeta -más bien cash, más bien cash- , así que cada día más deberíamos todos valorarnos mutuamente. Esto es. Yo valoro su talento. Pero ojo, usted sepa que yo también hago un esfuerzo. Que se trata de mi dinero y he decidido emplearlo en su local. Así que mímeme. Y cuídeme. Y sobre todo, fidelíceme. Porque es ahí donde podremos establecer una relación beneficiosa para ambos.

Porque si no, ya saben ... Te amaré eternamente hasta mañana por la mañana...

Columnas Libertad Digital

Lo sé, lo sé. Esta semana reactivaremos este Blog. Ha tenido que pasar el tiempo necesario.

Mientras, cuelgo la columna de hoy en Libertad Digital, que lleva por título :
Con tu talento me conformo. No necesito más.

Asimismo, aprovecho para colgar la columna de hace 15 días:

Esos falsos y queridos micrófonos.

Aprovecho también para agradecer a todas aquellas personas, anónimas y conocidas, que me han trasladado algún mensaje de ánimo para seguir o simplemente advertirme de que seguía entrando en este rincón. No sabéis cómo lo valoro. En serio.

Y un saludo especial para aquellos que, desde la discrepancia, me solicitan que siga colgando posts aquí.

En fin. Nos seguiremos viendo. Hoy os dejo las columnas.

lunes, 16 de abril de 2012

Los idus de marzo

[foto de la noticia]


Gracias, en primer lugar, por haber respetado mi silencio. Unos silencios en un principio intencionados y algo más tarde condicionados.

Silencios que me han permitido pensar, reflexionar -lo justo, ya sabéis que me disperso con facilidad-, para finalmente llegar a la misma conclusión que explico en la columna derecha de la presentación de este Blog. Y es que una sabe que, lejos de ser guardián y dueña de sus silencios, será por siempre esclava de sus palabras. Así que seré consecuente con ello. En su justa medida, por aquello de no rozar lo inadecuado.

Ignoro si es casualidad o una especie de acto fallido. Pero me ha hecho volver esta espléndida cinta de George Clooney, quien, lejos de ser el tipo atractivo que estimula a medio planeta -que también-, se nos confirma como un fantástico director, espléndido guionista y un siempre efectivo actor.

[foto de la noticia]

En Los Idus de marzo, largometraje basado en la novela Farragut North, de Bean Willimon, se habla de lealtad, de decepción, de entregarse o no a una convicción, de seguir creyendo en alguien o en algo, de si la batalla política puede ser limpia o por si al contrario, ya no hay regreso a ella. Muchos conceptos pendientes de un hilo que Clooney maneja con tiempo, tacto, elegancia, justa solemnidad y con miradas y frases demoledoras, gracias a un guión realmente sugerente.

La narración de los hechos transcurre entre las campañas por Ohio de un Gobernador que aspira a convertirse en el candidato del Partido Demócrata y las estrategias a seguir entre los principales directores de comunicación.

El reparto es sencillamente magistral. Ryan Gosling, Philip S Hoffman y Paul Giamati, son suficientes para entregarse de pleno a la historia que nos cuentan. Y, a pesar de no ser precisamente un canto al optimismo y a las buenas prácticas, sigo escogiendo un camino diferente al que acaban escogiendo algunos de ellos.

Porque siempre hay otra opción. Y lo realmente interesante es que no hay un único motivo o causa del mal, son -como en tantas ocasiones- las circunstancias, la oportunidad, el momento y ...et voilà, la gestión de tus propias actuaciones y comportamientos frente a una idéntica situacíón.

Se plantean dudas al respecto de la corrección o no de un comportamiento inicial. Y a partir de ahí, quién es el traidor, quién el traicionado... en ocasiones depende de la perspectiva. En no pocas ocasiones, todo sea dicho.

Y no creo que sea casualidad que haya elegido hoy para retomar este espacio. Porque en España, ya hace tiempo que la perspectiva lo cambia todo.

Aunque no sólo la perspectiva. La manera en cómo se enfoca ésta y la manera de comportarse de todos los actores que formamos esta sociedad cada vez, si me permitís, más desvertebrada.

Vale todo porque -recurro a lo que siempre digo- falla una educación básica. La ausencia de buenos modales traen consigo muchas más consecuencias de lo que nadie podía imaginar.

Y con ellos, una demagogia extrema y letal, una doble o triple vara de medir, una irresponsabilidad general que se acabará pagando, una utilización de la política sin manual de uso tradicional. De la misma manera que los supuestamente "vigilantes". Ya no hay reglas, ya no hay florete. Hay arma blanca en oscuros callejones. Una lástima.

Pero aún así, id a verla y me decís. Porque siempre, siempre, hay que mantenerse a flote. En serio.


jueves, 22 de marzo de 2012

Un guiño a la Libertad

Pues eso. Hoy quería dedicarle unas palabras a la Libertad. Algo sencillo, escueto. Pero no quería dejar de darle un abrazo públicamente y decirle que la necesitamos. Hoy, más que nunca.

Aquí está, pues. La columna de Libertad Digital de hoy: La Libertad camina con muletas.

miércoles, 21 de marzo de 2012

El pío pío de Twitter sigue imbatible




Hoy Twitter cumple años. 6 para ser exactos. Y Jack Dorsey (@Jack) está de enhorabuena. 500 millones de usuarios repartidos por todo el mundo.

Políticos, periodistas, cantantes, diseñadores, arquitectos, funcionarios, actores, estudiantes, gente anónima de muy diversa procedencia, todos se dan cita en esta red social en torno a 140 caracteres.

Con un poder absolutamente adictivo, los hay más enganchados, los hay menos, hay quienes están y no se les nota, hay quienes se nota claramente que están, hay quien sólo mira y escucha, hay quien sólo se exhibe. Hay, como de costumbre, gustos para todos.

Y hay, por supuesto, quien lo detesta. Y lo detesta profundamente. Bien. Suelen destacar los riesgos de tanta exposición, valoran lo que supone tener tan cerca un arma de doble filo.

Confieso que tengo cuenta en Facebook y la mantengo. Pero nunca me enganchó como lo ha hecho Twitter. Jamás. Para lo bueno y para lo malo. Y porque, en definitiva, la vida consiste en arriesgar, qué  caray.

A título personal, os diré que este microblog sólo me ha ofrecido cosas buenas. Me ha regalado grandes momentos. Me ha permitido conocer gente de lo más interesante. Gente curiosa. Con talento. Me ha reconfortado en muchos momentos, me ha alterado en otros. Pero el balance es absolutamente positivo. Adoro Twitter.

Y no sólo por lo que me aporta, sino por lo que me permite ser.

Un día comenté que solemos darnos cita en TW todos aquellos que algún día seremos, irremediablemente, esclavos de nuestras palabras. Pocos silencios de lo que adueñarnos. Esto es lo que hay. Y en el fondo, los que así lo vemos, tenemos mucho en común y mucho que compartir. Por motivos diferentes. Por razones bien distintas y de diversa procedencia.

Pero la gran mayoría, esa inmensa mayoría que nos encontramos un rato antes de cenar, justo antes de acudir al trabajo o incluso hemos compartido noches en vela, le pedimos algo muy parecido a la vida. En serio. Y nos gusta atraparla. Y estrujarla. Y sobre todo, después, tuitear lo que nos ha hecho sentir.

Como ahora mismito voy a hacer con este post. Compartirlo en Twitter con todos vosotros. Followers o no. Voyeaurs o exhibicionistas. A todos vosotros, gracias por estar ahí. Y a tí, Jack, gracias por habernos regalado este pajarito tan simple de color azul navy. Porque le adoro. Que lo sepas.

lunes, 12 de marzo de 2012

Gasolina: el plomo en las alas de Obama

Asistiremos, con gran seguridad, a un duelo entre dos candidatos que no pasan un momento precisamente esplendoroso. Mitt Romney, tal y como apuntamos en el post anterior, porque no acaba de despertar la pasión suficiente entre sus votantes potenciales -los republicanos anti-Obama- y Barack Obama, porque la pasión despertada inicialmente ha ido dejando paso a un descontento entre no pocos sectores demócratas, lo que ha hecho que su popularidad caiga de nuevo a un 46%. Y no perdamos todavía de vista al otro candidato republicano, Rick Santorum, que ahí lo tenemos.

La culpable, de nuevo, la gasolina. El promedio de 4$ por galón no es muy prometedor, teniendo en cuenta que la movilidad geográfica en Estados Unidos es altísima y permanente y los desplazamientos entre largas distancias son muy frecuentes.

El Washington Post hace mención a la última encuesta, sin duda interesante.

Mientras, Sarah Palin ha mostrado descontento ante la imagen que ofrece en Game Change, una película basada en las 10 semanas que mantuvieron en vilo no sólo a Estados Unidos al irrumpir en su escena electoral como ticket de McCain en  las pasadas elecciones legislativas.




Julianne Moore es quien interpreta a una de las líderes y rostros de mayor visibilidad del Tea Party, y con la que -suponemos- sí estará de acuerdo Palin, por lo menos en cuanto a su belleza se refiere...

De todas maneras, si un productor apuesta por realizar un largometraje -de hecho, telefilme- basado en el perfil y evolución electoral de Sarah Palin es porque el personaje despierta un manifiesto interés. Y lo despertó, sin duda.

Intentaré ver, por supuesto, este biopic. El dedicado a una mujer más o menos culta. Más o menos interesada en los aspectos internacionales. Más o menos conservadora. Que gustará más o menos. Pero que, desde luego, supo captar la atención como nadie de buena parte de votantes americanos que vieron en ella a  una madre de familia que decía públicamente y sin tapujos lo que consideró que tenía que decir en su momento.

Y de la que siempre quedará la duda de que, de haber sido convenientemente preparada sin improvisaciones, desde su posición como Gobernadora de Alaska, de haber sabido "pulir" determinados aspectos difíciles de congeniar con ciertos electorados, de haberse implicado en la política nacional poco a poco y debidamente asesorada, hubiera podido tener mayor repercusión de la que tuvo a posteriori.

Aunque consiguió lo que muchos talentos y carismáticos líderes tardan meses y meses en conseguir: popularidad. Y abrir los telediarios.

miércoles, 7 de marzo de 2012

Mitt Romney: Demasiado peso en popa

ver tema

Pues sí. Venció en el "supermartes" pero le está costando despegar. A quien fuera un carismático Gobernador de Massachusetts, le ha costado ganar a su rival Rick Santorum en Ohio. Está -literalmente- sudando cada voto, cada apoyo.

Y es que, si me permitís, los republicanos americanos han entrado desde hace algún tiempo en un bucle competitivo por ver quién es más conservador. Y ahí, los miembros del Tea Party tienen mucho que decir. A Mitt Romney le ven demasiado moderado para el votante republicano.

Le está costando moverse cómodamente por los Estados del Sur. Ha ganado en Ohio, Virginia, Massachusetts, Vermont y Idaho. En estos momentos, tras los caucus de ayer, suma 386 delegados -según Associated Press, que cita el artículo de La Vanguardia- frente a los 156 que suma Santorum o los 85 de Gingrich. 40 son los que suma Ron Paul.

De la misma manera que mis queridos paisanos entraron hace tiempo en una especie de competición por demostrar quién de ellos es más nacionalista, los republicanos -salvando las distancias- decidieron competir por una evidente derechización.

Un tipo con Mitt Romney -dejando de lado su condición de mormón y que a muchos no les agrade demasiado- que ha sido Gobernador de uno de los Estados más "refinados", donde se concentra buena parte de los intelectuales de USA, con Harvard y el MIT a la cabeza, debería tener por sí mismo credenciales suficientes.

Acabará -imagino- buscando a un segundo mucho más conservador a quien llevar en el ticket para contentar, así, a buena parte del electorado que no quiere ver a Barack Obama ganar de nuevo las elecciones.

Veremos. No está fácil. La economía -buena parte del discurso del candidato republicano- parece que empieza a mostrar un aspecto algo más saludable. Aunque bien es cierto que en Vermont, Massachusetts, New Hampshire o Maine, de los que en verano suelo contaros "cosillas" al deambular por ellos desde hace unos cuantos años, la imagen de Barack Obama y su espíritu ha caído notablemente. En New England, demócratas y gente, digamos, algo más "europeizada" ya no hablan de su presidente demócrata como antes. Sus rostros ilusionados no son, desde luego, los mismos.

Porque lo que cuenta, en gran parte, es el precio del galón de gasoil. Y ahí es donde Mitt Romney intentará remontar el vuelo, aunque no sé yo si deberá "aligerar" algo la popa. Arriesgará?

domingo, 4 de marzo de 2012

Trinxat de la Cerdanya

Hoy estamos con espíritu gastronómico. Como @TrasgodeGaceta me ha solicitado a través de Twitter la receta del Trinxat que he comentado que iba a preparar, he decidido colgarla como post y ponerla a disposición de todo aquél que así lo desee.

Un fallo garrafal sí he cometido. No he hecho fotografía al exquisito aunque contundente plato, y francamente, ninguna de las que circulan por internet me seducen lo suficiente. Así que prefiero colgarla en breve, en cuanto lo vuelva a cocinar.

Otra cosa. Los ingredientes -evidentemente- son los mismos pero la receta la voy a ofrecer para realizarla con la Thermomix. No tiene mucho secreto hacerlo sin ella, pero en esta ocasión, así vamos a proceder.

El trinxat es un plato sencillo típico de la comarca de la Cerdanya, en el Pirineo gerundense catalán. Uno de sus platos de mayor tradición, que incluso tiene su propia fiesta en Puigcerdà.

Paso a contaros la receta, tal y como me la pasó mi mami...

Ingredientes:

-750 gr de col verde/repollo
-70 gr de aceite
-2-3 dientes de ajo
-150 gr de panceta/bacon
-100 gr agua
-Sal
-500 gr de patatas
-Un trozo de butifarra negra

1.- Trocear el repollo unos 8 segundos a velocidad 4/5. Trocear la otra mitad. Retirar.

2.- Echar aceite durante 3 minutos, varoma, veloc 1.

3.- Incorporar los ajos y programar 3 segundos a velocidad 5. Bajar restos.

4.- Agregar el bacon y programar 5 minutos, temp Varoma, veloc 1.

5.- Añadir la col, el agua y la sal. Programar 25 minutos, varoma, veloc 1. Una vez transcurridos 5 minutos, introducir las patatas por el bocal.

Sugerencia: Servir acompañado de butifarra negra (en su defecto, una morcilla suave) con un golpecillo previo de sartén.

Se puede tomar solo, o bien de acompañamiento de carne, o con huevos... miles de variaciones para un plato simple, rural y montañero, y que sin embargo, en muchos locales exquisitos, lo sirven en una pequeña ración de acompañamiento realmente sabroso.

Es más recomendable tomarlo en invierno. De hecho, el mes "estrella" para degustarlo es el mes de febrero, aunque todo el año es óptimo para ello.

Pues eso. Aquí lo teneis. Espero feedback al respecto si decidís llevarlo a cabo. Que lo disfrutéis.



Imágenes de una de las últimas veces que hice el trinxat en casa...


miércoles, 29 de febrero de 2012

Hombre rico, hombre pobre

Un poquito saturada de tanto tópico que circula entre nosotros, cazo al vuelo una noticia en El Periódico que recoge un estudio de la Berkeley University en el que se concluye que la gente de clase alta y con más recursos económicos tiene comportamientos menos éticos que las que disponen de menos recursos.

Rodolfo Mendoza, profesor del Departamento de Psicología de la Universidad de California es el autor del estudio publicado en la revista Proceedings of the National Academy os Sciences.

Sigo pensando -y me remito a unos post más abajo-, que todo o buena parte de los comportamientos cotidianos se reducen a un asunto de educación.

Sé que no es políticamente correcto plantear ciertas cuestiones, pero ¿cuántos de los políticos corruptos proceden de "clase alta" y cuántos, por el contrario, pertenecen a los denominados "nuevos ricos"? ¿Y empresarios? Busquemos y comparemos.

¿Qué tipo de persona es quien cede un asiento o ayuda a una persona con movilidad reducida a bajar de un autobús?

¿Señoras "puestísimas" y de "buena cuna" maleducadas? A montones. Pero señoras y señores de rancio abolengo más sencillos y de gustos terrenales que cualquier trabajador de una fábrica con un puesto algo relevante, también.

Cada vez soporto menos los tópicos. E ignoro los pormenores del estudio. Lo leeré a fondo. Pero quizás se trate también de "oportunidad" y "accesibilidad" a un determinado comportamiento poco ético.

Otro tipo de ejemplo. Esta vez relacionado con la belleza. ¿Os acordáis de Demi Moore en Una proposición indecente? Si no hubiera tenido esas cualidades físicas, jamás nadie le habría planteado "ese tipo de proposición". Podría haber siguiendo viviendo con aquello de "jamás aceptaría algo así". Pero el mérito real habría sido que Demi Moore lo hubiera rechazado habiendo tenido la oportunidad de aceptarlo primero. Eso creo yo. A pesar de que estaba en su pleno derecho de aceptar tal transacción. Se trata de una elección individual (o de pareja, en este caso) que no afecta a seres indefensos.

Y en todo lo demás, lo mismo. O parecido. El mérito es saber comportarse con corrección y pundonor cuando tienes la oportunidad de no hacerlo. Es decir, cuando hay capacidad de elección.

Cierto es que hay muchos hombres y mujeres acostumbrados a manejarse con gran comodidad gracias a sus recursos. Muchos tienden a pensar que todo está sometido a un precio, incluídas las personas. Pero eso, repito, está en la manera de ser y de creer de cada uno, y en lo que se transmite a sus hijos, sean éstos de familias adineradas o con menos recursos.

Porque, una vez más, insisto, es la educación la que cuenta. Creedme.


lunes, 27 de febrero de 2012

Al hilo de...

Pues eso. Al hilo del post anterior, dedicado a la Ceremonia de los Oscar, paso a reproducir íntegramente el comentario que ha dejado, una vez más, @ArtanisD (David Breijo) por el interés que, sin duda, tiene por sí mismo a mi modo de ver. Un lujo para una servidora.

Aquí está:

Para dejarte estas líneas, voy a entrar con comodidad hasta la cocina, ya que comenzaré confesando que mi cinefilia, ya preadolescente, me hizo pasar varias madrugadas pendiente de los Oscars. La cinefilia era prematura, agraz, acrítica, sentimental y nostalgica. Nostalgia de la peor clase, además. Nostalgia de aquello que no se ha vivido y, probablemente, ni existe. O te cae muy lejos, que a veces viene a ser lo mismo. Tangencialmente, entre tus compañeros de LD -o a un grado de distancia, usando esta escala social tan de moda- hay gente que en aquella radio de los 80 me acompañó en esa cinefilia, en Antena3. Garci, que no me interesa en exceso como director, pero a quién tendría a mi lado en cualquier barra de cocktelería hablando de cine; el fallecido Santiago Amón (el tiempo ha venido a demostrar que los hijos no siempre heredamos los talentos de nuestros padres); no era yo pumarista, pero él dejó claro aquel aserto del demócrata Harry "El Sucio" Callahan... "las opiniones son como los culos. Todo el mundo tiene uno." No. Nunca llamé al programa.
Pero, con los años me desenganché de los Oscars. Las listas de premiados de los últimos 10 ó 15 años me parecen -en su mayoría- deplorables. El espectáculo (yo, que soy amante de los stand-up comedians desde antes que llegara El-Puto-Club-De-La-Comedia) tiene escasos minutos de interés. Las películas que me atraen, las capturo y devoro a mi ritmo.
En plan boutade, permíteme decir que parte de culpa la tiene François Truffaut. Me explico. "La Noche Americana". Loa cinéfila al cine americano. El cine que amaba. "El cine o es americano o no es", dijo su ex-copain, Godard, quién ha estado haciendo con el cine lo que Adriá con la tortilla. Y los críticos cinematográficos y gastronómicos se comportan por igual, que conste, cada uno de su madre y a saber de qué padre.
Truffaut falsificó y mitificó un rodaje y una manera de homenajear al cine americano. Es la idea de cinefilia de un pajillero. Yo amaba ese film en mi pubertad, pero la masturbación también evoluciona, se hace sofisticada, alambicada y se diversifica el disfrute. Hoy, puedo hacer la prueba del cinéfilo con el algodón de "La Noche Americana". Y, si mancha el algodón, le pido al cinéfilo -amablemente- que disfrute, pero que no me salpique...

El magnetismo perenne de los Oscar



Confieso que hace tiempo que no permanezco en vela frente al televisor esperando ver, como aficionada al cine y en cierto modo mitómana, el desfile de los "grandes" de Hollywood. Los americanos son los auténticos maestros del espectáculo y se manejan en el escenario con verdadera profesionalidad y genialidad. Me gustan. Y me gusta la Ceremonia de los Oscar. Aquí están los galardones de este año.

Confieso también que en esta ocasión no he visto todavía la totalidad de largometrajes que compiten en las principales categorías. Y confieso, asimismo, que una de las cintas que me han faltado ha sido The Artist. Una lástima. No he llegado, lo siento.

Lo que quiero decir con ello es que aún así, me seduce su magnetismo. Y espero que esta misma noche repitan parte de la Ceremonia, porque deseo recrearme en ella. Y sí, me gusta y me divierte detenerme en los atuendos de los actores, de las actrices, ver cómo pasean esos directores a los que tanto admiro, esos guionistas que tanto me han hecho reir, o llorar, o emocionarme sin más. Sí, me chifla el ambiente de los Oscar.

Y es más. Creo que en época de crisis, más audiencia deben tener. Por una sencilla razón. A la gente le gusta soñar, al fin y al cabo es de las pocas cosas que nos quedan no sujetas a ningún tipo de interés. Y el ciudadano de Shanghai, de Wiscasset o de Almería, comparte ambiciones y deseos. Comparte las historias de una misma película. Las mismas ilusiones. Los mismas desgracias, también. Y eso es en realidad lo que permanece.

Si te gusta la política, Meryl Streep (merecidísimo Oscar) te devuelve la emoción que supone ser fiel a tus convicciones en The Iron Lady, si te gusta París y el recuerdo de los intelectuales que en él convivían, te entregas a Midnight in Paris (mejor guion original a Woody Allen), si te gusta el cine por el cine, probablemente The Artist sea un buen homenaje.

Los descendientes me esperan. Ahí están. Aunque debo haceros otra confesión. Prometo ir a verla, a pesar de que no recuerdo si fue Babel o Slumdog Millionaire la causante de mi tan drástica decisión: decidí no volver a sufrir tanto en una sala de cine, salvo que fuera estrictamente necesario.

Lo intento mantener. Porque me gusta soñar. Y me ilusiona ilusionarme. Me gustan las buenas historias bien contadas y bien interpretadas. Y ahora, poco más le pido al cine.

Y, a la espera de verle en acción, aprovecho para darle la bienvenida a Billy Crystal. Ayer mismo lo volví a ver junto a Sally, cuando se encontraron allá por el año 89... Caramba, cómo pasa el tiempo. Y por eso, justamente por eso, siguen todas las historias tan vivas. Y tan presentes.

jueves, 23 de febrero de 2012

Se trata tan sólo de educación. Creedme.

Insisto. Muchos de los problemas que acarreamos de fondo en España se deben simplemente a un asunto de educación. O de ausencia de ella, más bien.



De la misma manera que cada vez más tengo asumido que cuando una compañera de oficina olvida apagar la luz del cuarto de baño o deja mal cerrado el grifo no se debe a una simple cuestión de dejadez, sino que entraña aspectos de fondo y preocupantes, también tengo claro que si muchos adolescentes llevaran interiorizados conceptos básicos y elementales de civismo, nos ahorraríamos muchos problemas. Todo funcionaría mucho mejor. Sin duda alguna.

No sólo -ya lo comenté aquí en otra ocasión- me refiero a aspectos fundamentales de las normas de convivencia y orden cívico, tales como dejar salir antes de entrar, subir unas escaleras mecánicas por la derecha, dejando el espacio de la izquierda para los que llevan paso más ligero, saludar con un buenos días, o buenas tardes al entrar a un establecimiento. De ahí a insultar a un policía como algo habitual hay un abanico de comportamientos previos que no han hecho más que enlazar un error tras otro.

El profesor para el alumno no es un colega. Es la autoridad en esa esfera. Y se le debe un respeto. Al conductor de autobús se le debe saludar al subir, los papeles se depositan en una papelera, los excrementos de tu mascota se deben recoger, cuando en el metro sube una persona mayor o de limitada movilidad, le debes ceder tu asiento. Las llamadas se procuran devolver, los correos se deben contestar, es importante mantener las formas en la mesa y aconsejable adaptarse al dress code conveniente en cada ocasión que éste sea requerido.

Y por supuesto, el policía para el manifestante es quien se ocupa de velar por la seguridad, no alguien a quien lanzar objetos punzantes mientras llevas el pantalón rozando tu rodilla. Os parecerá obvio, pero creedme, en España ya no lo es. En este punto, os cuelgo la columna de hoy en Libertad Digital:             Al calorcito del asfalto.

En la sociedad, en la política, en tu comunidad de vecinos o viajando. Tanto da. Mi teoría es que sea cual sea el ámbito de actuación, la educación y el simple sentido común serían de gran ayuda. En serio. La raíz de muchos de los comportamientos zafios radica ahí. Ni más ni menos.

¿Planteamiento conservador? Llamadle como queráis. Yo le llamo civismo. Y punto.

Tenía un amigo que siempre me decía de manera muy graciosa: "Eva, no te engañes, los ríos están sucios porque no son de nadie". Otro día os hablaré del porqué creo que el liberalismo no sólo es lo que mejor garantiza el disfrute de la libertad y su entendimiento, sino que no es más que la buena educación y el respeto llevado al límite.

lunes, 20 de febrero de 2012

Cospedal echa raíces

Finalizó ayer el XVII Congreso del PP. Cuelgo la lista de los que integran el Comité Ejecutivo. Pocas sorpresas, de hecho. Salvo la del ascenso de Carlos Floriano y el cada vez más enigmático standby de Esteban González Pons.

María Dolores de Cospedal está que se sale. Se le nota cada día más a gusto en la ardua tarea de llevar las riendas del partido. Y le chifla. Ha sabido compaginar su labor al frente de la Secretaría General con la Presidencia de Castilla-La Mancha, algo que le ocasionado no pocas críticas. Aunque bien es cierto que asumió las riendas del Partido en un momento especialmente duro y complicado. Arriegó y ganó. Ahora Mariano Rajoy ha sido generoso y le ha permitido continuar, a pesar de algunas de las "presiones" que habrá recibido para apostar por un recambio.

Dolores de Cospedal. | Efe

Esto es lo que ella piensa al respecto. Ha conseguido -a mi parecer- lograr una imagen de mujer seria, trabajadora, que se empapa los temas, que los conoce a fondo, y que al tiempo es cercana pero sin parecer ninguna frívola. Todo ello acompañado de una imagen actual y atractiva. Admitamos que no es nada fácil.

Javier Arenas, por su parte, y a la espera de poder convertirse en el primer Presidente del PP en gobernar Andalucía, seguirá al frente de la Vicesecretaría de Política Territorial, sin duda, de gran peso tradicionalmente en el Partido Popular, que estará acompañado de su leal compañero Juan José Matarí, que llevará la Secretaría de Política Autonómica.

No quiero dejar de destacar el ascenso de Alicia Sánchez Camacho quien se convertirá en la primera catalana en asumir la presidencia del Comité Electoral. Tomad buena nota de ello.

En cuanto al ambiente que se respiraba era de calma chicha. Era el típico que se respira en momentos de bonanza, cuando el Gobierno es lo que prima. Muchos rostros conocidos que se reencuentran. Muchos "colocados" que pasan a saludar, muchos "a la espera" de recolocarse que pasan para que no se les olvide. Y mucho "has been" que ya están por encima del bien y del mal, contentos con los nuevos tiempos.

Y los que integran actualmente el Ejecutivo. Estos son ahora los que deben procurar hacer una buena gestión, sin descuidar -al tiempo- la formación a la que pertenecen, con algún guiño de vez en cuando, y equilbrando siempre los movimientos, tanto internos como externos, para evitar exponerse excesivamente y no quedar achicharrados a la mínima de cambio. En eso consiste.

viernes, 17 de febrero de 2012

De Sevilla a Sevilla

Arranca hoy el Congreso del Partido Popular en Sevilla. La misma ciudad que acogió hace pocos días a los compañeros y compañeras del PSOE. El escenario, evidentemente, no es casual. Es el  previo a la batalla final de las inminentes elecciones autonómicas andaluzas.

Bajo el Lema "Comprometidos por España", el clima del XVII Congreso de los populares no puede ser más favorable. Atrás quedaron los rostros tristes del 2008, los amagos de listas alternativas, los proyectos y objetivos dudosos. No sé, por cierto, si la preposición "por" del lema es muy diferente a la que habría podido ser "con"... Seguro que no es casual. Seguro que le han dado más de una vuelta.

No hay unión más infalible que la que proporciona el poder. Desde el Gobierno, aún en momentos duros, de crisis, se ve todo con unos ojos de color especial. Con nitidez, vamos.

Estaremos atentos a las ponencias. Estaremos atentos a la composición y organigrama finales. No podemos olvidar que hay nombres de gente destacada que han quedado algo "descolgados". Y estremos atentos a las conclusiones.



Somos todos muy conscientes de que en tiempos gubernamentales, el rumbo del país lo diseña Moncloa. Los Ministerios, asimismo, así como los Organismos Públicos, se encargan de ejecutar los proyectos. Aunque la presencia de una sociedad civil fuerte y sólida y la colaboración privada se hace más necesaria que nunca, según mi parecer.

Pero no hay que perder de vista el deber de dejar la nave amarrada con combustible y enseres por si hay que partir en cualquier momento. Una formación política, al fin y al cabo, es un interlocutor de la sociedad  para con el poder público. O, por lo menos, debería serlo.

Os mantendré informados. Porque voy a acercarme a Sevilla. O aquí o en Twitter: @miquelsubiaseva

jueves, 16 de febrero de 2012

Someone like you

Pues eso. Aprovechando el post anterior sobre Adele, le he dedicado esta pieza en Libertad Digital. Espero que os guste.

Someone like you...

miércoles, 15 de febrero de 2012

Querida Adele: Que te vaya bonito

Adele, el fin de semana pasado, en la ceremonia de los Grammy. | Reuters

La joven Adele se retira. Tras arrasar en la última ceremonia de los Premios Grammy con 6 galardones ha concedido una entrevista a la revista Vogue en la que confiesa que quiere interrumpir su carrera musical para centrarse en su vida privada.

Curiosamente, las letras de las canciones del álbum que lleva por título 21 y que ha encumbrado a la cantante británica, están basadas todas ellas en una dolorosa ruptura sentimental. Aún así -confiesa- no desea que ésto se repita de nuevo y desearía escribir nuevas canciones desde la felicidad con su pareja.

Adele no quiere seguir fracasando en sus relaciones, desea ser feliz y quiere disfrutar de su vida. Más que loable. Y se necesita valor, mucho valor, para detenerse en lo alto, respirar hondo e interrumpir un éxito que no sabes si podrás retomar mañana.

A sus 23 años, ha tomado una decisión madura. Quizás inspirada en el fallecimiento de Whitney Houston, una de las mejores voces de los últimos años que no supo manejar el lado más oscuro del éxito.

Lo que tampoco sabemos es si la felicidad le inspirará de igual manera que el desamor. Siempre he pensado que los sentimientos, cuando padeces un desgarro emocional, afloran sin tapujos, descarnados. Y escribes y escribes, empapando las hojas o el teclado por las lágrimas que derramas.

Pero las mejores piezas, las mejores canciones, los mejores versos, las mejoras novelas... si me permitís, suelen surgir con el corazón hecho añicos.

Aunque Adele es capaz de todo. Y esa voz prodigiosa seguro nos devolverá la emoción con alguna letra inspirada en una vida plena, sencilla, suficiente para ella. Le deseo lo mejor. Y aquí la esperaré.

Mientras, me seguiré emocionando con Someone like you...




viernes, 10 de febrero de 2012

El lado oscuro de Steve Jobs

Sé que voy a decepcionar a Marta (@martajcs) por no hablar del "Caso Garzón", pero ya hay muchos que lo están haciendo desde ayer. Y no creo que pueda aportar nada nuevo al respecto. En serio. Sí creo, por otro lado, que se han concentrado y acumulado muchos de sus comportamientos -y sus secuelas en las diestras y en las siniestras- y éso probablemente haya favorecido a endurecer la sentencia que, no olvidemos, se ha producido por unanimidad.

Dicho ésto, leo en El País una de esas noticias que me chiflan. Versa sobre un informe que el FBI realizó sobre Steve Jobs en 1991, justo al ser propuesto para ocupar un cargo en el Ejecutivo de Bush. Entonces era Presidente de NeXT y querían ficharlo como asesor de comercio internacional, con lo que tuvo que someterse a unas investigaciones -igual que aquí, igual-.



Al parecer, se puso en duda su honestidad por su manera de "retorcer la verdad y distorsionar la realidad para conseguir sus objetivos" (Vaya, mi subconsciente acaba de relacionar estas palabras con quien no quería yo hablar). En general, el informe pone en entredicho al personaje y no aconseja precisamente su contratación. Curioso.

Destaca también ese informe su desmesurada ambición. Lógico. No construyes un imperio como el de Apple sin ella. No he leído su biografía. Quiero hacerlo. Me encontraré con total seguridad con un personaje complicado y con aristas. Pero no conozco a ningún genio que no las tenga.

Como con todos los grandes perfiles, conviven en ellos luces y sombras. Y probablemente, si escarbamos, nos demos de bruces con contradicciones. Así, la austeridad de Jobs tras un viaje a la India, contrastaría, seguro, con otros comportamientos. Lo intuyo. No lo sé. Simplemente lo presiento.

Lo realmente curioso es que esa visión, energía, talento y fuerte carácter no fueran suficientes para ocupar un cargo en la Casa Blanca. Y es que, amigos y amigas, con la política hemos topado. Y ya sabemos que los caracteres fuertes y la personalidad no acaban de casar con esta, en el fondo, apasionante actividad. Con sus pros y sus contras. También.





jueves, 9 de febrero de 2012

Y sigue la coña en Francia..

Pues nada. Parece que seguimos aguantando a la prensa francesa, en especial a los chicos de Canal + Francia, que han vuelto a la carga, ahora con un scketch en el que aparecen Casillas y Nadal firmando autógrafos con jeringuillas... lamentable.

Ya empiezan a producirse algunas reacciones al respecto y Pau Gasol, por su parte, ha apuntado que las claves de que un español no gane por casualidad -aludiendo al lema con el se mofaron la vez anterior- son "el talento, el esfuerzo,la perseverancia y la humildad". Parece que todavía no les ha quedado claro.

Casualmente, el mismo día en que Patrice Ciprelli, el marido-entrenador de la campeona ciclista gala Jeannie Longo, ha sido puesto a disposición judicial en Grenoble por tráfico de EPO, los más famosos muñecos de le televisión francesa decidieron ni siquiera mentar el asunto.

Sigo creyendo que debemos ir a fondo mediante la vía judicial. Sin más. De hecho, ésto es lo que pienso al respecto y cuanto hoy en Libertad Digital: Los españoles no ganan por casualidad, no..

Pues eso.



martes, 7 de febrero de 2012

Carta de María Corina Machado a Fidel Castro

No es la primera vez que cedo este espacio para las llamadas a la libertad. Y lo seguiré haciendo cuantas veces sea necesario. Cuenten conmigo para tal propósito. Mis amigos de La Florida me remiten una carta de la parlamentaria venezolana María Corina Machado que ha dirigido al dictador cubano.

Debido a la importancia de la misiva, paso a reproducir textualmente su escrito.

Carta de María Corina Machado a Fidel Castro
(Enviado el 05 Febrero 2012 en Sociedad y cubanos)

La valiente parlamentaria venezolana y candidata a luchar por la presidencia de Venezuela respondió en una carta abierta a los ataques de Fidel Castro. María Corina Machado cuestiona fuertemente a Hugo Chavez en una sesión parlamentaria lo que provoco los ataques de Castro. Aquí les dejo la carta de María Corina Machado a Fidel Castro.

Martes, 31 de Enero de 2012
Comandante Fidel Castro
La Habana Cuba

Sr. Castro:
Me dirijo a usted en la oportunidad de responder a las alusiones que hizo de mí en sus Reflexiones sobre “La Genialidad de Chávez” del 26 de enero pasado. Me referiré a dos aspectos de su escrito: el que se refiere a mi intervención en la Asamblea Nacional y el relativo a sus opiniones sobre la política venezolana.
El presidente Chávez intentó usar su presentación en la Asamblea para dos propósitos muy evidentes. En primer lugar para mostrar un país de paz y prosperidad que no existe. Venezuela con todos sus recursos humanos y naturales vive los embates de la pobreza el crimen y la humillación. En segundo lugar quiso utilizar a los diputados de la oposición para mostrar al mundo un juego democrático que ha sido vulnerado por su gobierno mediante el control abusivo de todas las instituciones del Estado y la represión hacia la disidencia.
Frente a esta manipulación y la indignación que me produjo tomé la palabra para denunciar que no existe ese país que describió Chávez y que por el contrario está signado por la escasez y el racionamiento el crimen desatado y la acción vil e impune del Estado que roba la propiedad privada mediante la figura de las expropiaciones. Por eso cuando pronuncié la frase “expropiar es robar” los venezolanos en su mayoría sobre todo los más humildes se sintieron expresados.

No fueron frases que pusieron a prueba como usted dice de Chávez “su caballerosidad y sangre fría” sino su engaño y el teatro que escenificaba hasta el momento de mi exposición. Usted asegura que “solo él fue capaz de responder con serenidad al insultante calificativo de ‘ladrón’ que ella utilizó para juzgar la conducta del Presidente por las leyes y medidas adoptadas”.  Yo dije que expropiar es robar y lo sostengo. Fue el propio presidente Chávez quien se autocalificó de “ladrón” al asumir personalmente la responsabilidad de las expropiaciones que son robos apenas revestidos de un barniz jurídico en el régimen actual. Tan importante es la propiedad que después de medio siglo Cuba de la mano de su hermano y Presidente la ha redescubierto en su programa de reformas. Tampoco es verdad que como usted asegura Chávez “respondió a la solicitud individual de un debate con una frase elegante y sosegada “Águila no caza moscas “y sin añadir una palabra prosiguió serenamente su exposición.”

En ese momento el presidente Chávez perdió la compostura. Su manoseada frase sobre águilas y moscas es una grosera manifestación de desprecio hacia sus interlocutores que fue aderezada con una expresión según la cual yo no tengo “ranking” para debatir con él. Sólo un déspota considera que un parlamentario elegido por el pueblo no tiene credenciales para discutir con el presidente de su país. Pero en el fondo tiene razón el Presidente Chávez: él y yo estamos en niveles muy distantes en cuanto a la moral y los principios. Lo que usted señor Castro elude es que mi interpelación al presidente Chávez expresó lo que un país hastiado de un régimen autocrático quiere decirle.

Estas opiniones suyas no pasarían de ser la consabida lisonja que usted suele prodigar de tiempo en tiempo a Chávez si no fuera porque se atreve a incursionar en el debate político venezolano como muestra del intervencionismo sistemático de su gobierno en los asuntos internos de mi país. Señor Castro usted intervino en Venezuela en la década de los 60 cuando personal militar a su servicio pretendió imponer un régimen en Venezuela como el que usted impuso en su país. Las autoridades civiles y las Fuerzas Armadas de entonces lo derrotaron a usted del mismo modo que las democracias latinoamericanas lo hicieron en toda la región. Su agresión causó muertes incluyendo la de tantos jóvenes venezolanos que se hicieron ilusiones con su revolución. Más adelante una vez derrotado y abandonado por la Unión Soviética los demócratas latinoamericanos le abrieron a su régimen las puertas a la comunidad regional a condición de que iniciara un proceso de democratización.

lunes, 6 de febrero de 2012

Compañeros y compañeras, afilemos los dientes

Acabó el fin de semana y acabó el 38º Congreso del PSOE con una victoria ajustadísima de Alfredo Pérez Rubalcaba. A tan sólo 22 votos quedó Carme Chacón. A puntito estuvo de tocar el cielo con sus manos.

Rubalcaba, líder del PSOE, y Valenciano, su número dos, en las inmediaciones de Ferraz.

En un discurso gritón, en ciertos momentos efectivo y enarbolando la demagogia como bandera sin tapujos, Carme Chacón pudo hacerse con la Secretaría General, de no haber sido por el voto conservador socialista, que prefirió la experiencia y la templanza y en definitiva, "lo malo conocido".

Los chaconistas se han quejado -y motivos no les faltan- por haber sido totalmente desplazados del organigrama interno. Pero eso no es ninguna novedad. Y ya sabemos en qué consiste eso a lo que tanto les gusta recurrir, la denominada  "fiesta de la democracia"... interna.

Hoy van de estreno. La ejecutiva socialista celebra hoy su primera reunión, donde fijarán el rumbo y los objetivos a lograr. El problema es que no lo harán con las manos libres.

Lo harán de la peor manera, debiendo cubrir sus espaldas por la rabia y el rencor que ha quedado entre no pocos de los que en Sevilla estaban presentes. Y entre algunos de los que no acudieron.

Siempre he creído que las batallas internas acostumbran a pasar costosas facturas. Todas las formaciones políticas, cuando han pasado por una situación similar, lo han pagado; en las urnas y fuera de ellas.

Así que el PSOE, mucho me temo, deberá procurar cohesionarse y replantearse la convergencia de las diferentes corrientes internas. Pero sobre todo, intentar buscar un objetivo común. Y fácil, no lo van a tener.

Porque, en definitiva, no hay nada que una más, que perseguir un interés que a todos convenga. Aunque venga éste con disfraz ideológico.


jueves, 2 de febrero de 2012

Veneno en la piel

Hoy es jueves, así que toca columnita en Libertad Digital. Hoy dedico unas palabras al Congreso del PSOE que tendrá lugar este fin de semana en Sevilla, donde -todo hay que decirlo- Carme Chacón y Alfredo Pérez Rubalcaba están dando bastante juego.

Aquí la tenéis. Veneno en la piel. Espero que os guste.

martes, 31 de enero de 2012

La importancia de una buena partitura

Fuí a ver El Topo hará un par de semanas sin saber que Alberto Iglesias era el compositor. Y lo reconocí. Al término de la misma, me quedé impaciente para ver los títulos de crédito y... et voilà. Solo por este motivo, tenía que dedicarle un post. Hoy, de casualidad, leo esta entrevista en El País. Y aquí está.



Todavía conservo en mi memoria los acordes de El jardinero fiel. No ví, sin embargo, Cometas en el cielo, su segunda nominación al Oscar. Veremos qué pasa con esta tercera nominación por El Topo, mientras que La Piel que habito, de Pedro Almodóvar, sigue en cartel con su música también.

El Topo es, sin duda, una de las grandes películas que permanecen en cartelera. Está basada en la novela y en la serie de John le Carré de 1974: Tinker, Tailor, Soldier, Spy. Es un homenaje al cine en su sentido más puro y literal. Tomas Alfredson, su director, se toma su tiempo -como buen sueco- y maneja a los actores (Gary Oldman está sublime) con enorme maestría.

Confieso que la banda sonora de una película es de gran importancia para mi percepción de la misma. Y hay escenas de El topo en la que las notas del donostiarra Alberto Iglesias le otorgan el punto exacto de intriga, de tensión, de calma, de emoción, de traición o lealtad que precisan en cada momento.

Algo así me pasaba -que nadie se moleste por si la comparación es o no apropiada- con el británico John Barry. Y ahora que se cumple un año de su fallecimiento, no quería dejar de mencionarlo. Aunque sólo sea por esos vuelos en avioneta de Meryl Streep y Robert Redford. Porque esas notas no se olvidan.

En fin. Fabulosa soundtrack. Así, sin más. Enhorabuena, pues, a a su director y la mejor de las suertes en la próxima entrega de los Oscar. Disfrutadla si podéis.

domingo, 29 de enero de 2012

Iolanta&Perséphone

Hacía meses que no comentaba nada acerca de ninguna ópera del Teatro Real. Así que vamos allá. Me tocó el jueves pasado. Iolanta de Piotr Ilich Chaikovski y Perséphone de Igor Stravinski.

Peter Sellars está dirigiendo en el real estas dos óperas, en lo que ha supuesto un estreno mundial.

Advertencia. Ya os lo he comentado en alguna ocasión. Al igual que cuando describo mis sensaciones al ver algún largometraje, obra de teatro, exposición o tras visitar cualquier restaurante, mis impresiones son las que son: mías. NO pretendo nada, tan sólo transmitiros lo que me transmitieron a mi, mis percepciones, mis vibraciones inmediatas y demás. Sin apenas reflexión. Lo que te llega o no a entrar por tus sentidos.

He ido al Liceo durante muchos años y ahora, por motivos de "reubicación" lo suelo hacer más a menudo en el Teatro Real. Aún así, considero que mi criterio "cinematográfico" es más "atinado" y mucho más elaborado, pero no quiero dejar de comentar estas dos pequeñas pero intensas óperas.

Os puedo asegurar que me llegó y emocionó tremendamente Iolanta. Por muchos motivos. Así, de entrada, Ekaterina Scherbachenko (Iolanta) me fascinó. La fuerza que ella y toda la pieza con su música me transmiten me parecen de una belleza absoluta. En cuanto a su historia, se narra la vida de la hija ciega de un rey, que no desea que ésta lo sepa, con lo que decide no hablarle ni de la belleza ni de la luz... en plena Rusia Imperial. Teodor Currentzis, un joven director de orquesta griego, se entrega con fuerza en ambas piezas.

Perséphone es quizá, más radical. Mitos, conjunciones planetarias, toda una metáfora de la resurrección de la vida que, debo admitir, me mantuvo más alejada. Me penetró en menor medida. Bien es cierto que Dominique Blanc (Perséphone) -actriz francesa de fama internacional- no canta, sino recita, junto al tenor Paul Groves y un grupo de bailarines camboyanos. Algo que quizás "endurezca" la pieza.

Merece la pena, de todas maneras, asomar al Real para contemplar y disfrutar de estas dos óperas. Una hora y media de duración la primera, y casi una hora la segunda, hacen que pases una velada realmente agradable, abstrayéndote de la pura y dura cotidianedad en aras de una delicadeza de lo más apetecible.

jueves, 26 de enero de 2012

miércoles, 25 de enero de 2012

La pesadez de autoafirmarse

Abrumadora pereza. Venga. Otra vez. Artur Mas ha alertado de que "el pueblo de Catalunya debe prepararse para actos de autoafirmación, que quizás romperán un poco las costuras de la Constitución y el Estatuto, muy rígidamente interpretados."




El ansiado pacto fiscal nubla los ojos. El espíritu Braveheart planea desde hace tiempo. Se arenga a las masas y se suceden las encuestas una tras otra a ver si se ha arrancado alguna décima y podemos abordar una consulta que nos dé el resultado que queremos. Como en Quebec, vamos. Una consulta tras otra y a ver si así, algún día, quizás...

Lo que debo admitir que me ha sorprendido ligeramente -no demasiado, pero sí en cierto modo- es que el Molt Honorable estuviera tan encantado con esta situación. Con el tira y afloja permanente, que ya iniciara su predecedor convergente, pero cuya cuerda flojeando ya por todas sus costuras. Peligrosísimo camino el escogido, si me permiten los señores de CiU. Peligroso y con letales consecuencias. Y será, mucho me temo, tarde, para cuando se hayan dado cuenta.

Los caminos que el sr. Mas define como "caminos de autoafirmación de país" son agotadores. Y más todavía cuando siguen confundiendo a su partido, a la Generalitat y a Cataluña como si de una misma cosa se tratara. Y eso, es todavía más peligroso. Porque siempre olvida que hay  quienes amamos a nuestra tierra sin necesidad de "autoafirmarnos", que bastante trabajo tenemos con nuestra lucha diaria.

Olvidan también que hay más de una manera para querer a tu tierra. Y que no se la quiere menos por desear verla integrada en un gran proyecto español, como parte esencial del mismo, desde la lealtad y la colaboración mutua. Porque Cataluña ha sido muy grande. Y lo ha sido junto con el resto de España.

Y eso, que para algunos de vosotros será de una obviedad manifiesta, es -creedme- tremendamente complicado. Ya lo voy diciendo desde hace tiempo. Estoy exhausta. Pero lo peor es que me da una pereza brutal, que es -en mi caso- mucho más preocupante.

jueves, 19 de enero de 2012

Más sobre el capi...

Siguiendo con el post anterior, cuelgo aquí la secuencia de los acontecimientos que ha publicado hoy El Mundo en su versión digital y que no tienen desperdicio.


El barco, en la costa de Giglio. |Afp


Y como si no fuera por lo dramático de la situación, estaríamos asistiendo ahora mismo a una auténtica y genuina comedia italiana, aquí tenéis otra noticia al respecto de la búsqueda de una chica de 25 años que, según parece, se encontraba con el capitán en el momento de la catástrofe...

Traerá cola este accidente. Eso está claro. Pero asistiremos, poco a poco, a una cadena de despropósitos que nos conducirán al origen real del asunto. Y no quiero precipitarme pero es tan antiguo como nuestra humanidad.

martes, 17 de enero de 2012

Il Salutone di Francesco...

Costa Concordia

Tras el naugragio del Costa Concordia frente a la isla de Giglio, todas las hipótesis parecen tomar forma y las culpas se centran, por el momento, sobre el capitán de la nave.

Al parecer, Francesco Schettino, pretendió acercarse lo máximo a la costa para hacer un "salutone", una especie de reverencia a la isla en homenaje al maitre, oriundo de la zona. Don Francesco, que permanece detenido acusado de grave negligencia y abandono de la nave, iba "enfiestado" según numerosos testimonios y quiso pasar en plan Tom Cruise en Top Gun cuando hacía sus "pasaditas" por la torre de control, pero en su versión náutica.

En cuanto vi las imágenes, nada me sorprendió. Ni siquiera nosotros, con una embarcación de 7 m de eslora nos acercamos tanto a una zona tan escarpada y rocosa. Más que evidente. Elemental. Así que no me sorprende que Francesco estuviera en condiciones "dudosas" y decidiera, así, marcar sus jeans a toda luz y color.

El remate es el comportamiento tan poco acorde a los mínimos requeridos para ostentar el cargo de Capitán. ¿Dónde están el pundonor y la responsabilidad? Reprochable y reprobable gesto el de abandonar el barco a la menor ocasión. Sin desperdicio son las conversaciones con Capitanía de Puertos, donde se pone de manifiesto el engaño y la cobardía.

Nunca crees que algo va a suceder hasta que sucede. Y no conozco al personaje, con lo que quizás mis impresiones son precipitadas. Pero bote pronto, me da la  pinta que Francesco se había relajado demasiado tras tantas travesías y tantos piropos a su uniforme blanco impoluto. Como si lo viera. Triunfaba entre el personal hasta convertirse en un chulito de manual.

Por fortuna, este comportamiento, contrasta con el del Comisario Jefe de a bordo, Marrico Giampetroni, quien ha sido rescatado tras permanecer inmóvil 36 horas al caérsele encima de su pierna un frigorífico, mientras repasaba algunos de los camarotes para rescatar a más pasajeros. Esta actitud nos devuelve la fe y la esperanza en la condición humana y el coraje.

Mientras, y además de los 7 fallecidos, 29 personas siguen desaparecidas. Y todo, por lo que parece apuntar a un capricho del responsable de más de 4000 personas y de una embarcación de 300 m de eslora. Parece una comedia italiana, pero no. Ha sucedido por desgracia.

No sabemos si el "saludo mortal" servirá por lo menos para revisar algunas posibles negligencias potenciales. Veremos.